Guiar a los ciegos

Los hijos de Dios son guiados por el Espíritu de Dios.